lunes, 25 de mayo de 2009

'In Berlin': ¿un intento documental honrado?

video

Un intento de captar el espíritu de esta ciudad. La pregunta es: ¿se trata de un intento honrado o más bien de un movimiento de relaciones públicas y márketing? Es lo que me planteo tras haber visto la película documental de Michael Ballhaus y Ciro Capellari In Berlin.

In Berlin es, por momentos, una película de bella y sugestiva factura que arranca carcajadas y enternece. Busca mostrar la esencia de la capital alemana, convertida en una urbe multinacional y poliédrica referencial en todo el mundo para las artes y la vida placentera, a través de una serie de entrevistas a personalidades como Frank-Walter Steinmeir (actual Ministerio de Exteriores y candidato socialdemócrata a la cancillería alemana), el escritor Peter Schneider, el dj Jeff Mills, la artista Danielle de Picciotto o incluso el propio alcalde de la ciudad, Klaus Wowereit, y también a personajes anónimos berlineses.

Los directores de In Berlin, sin embargo, dejan pasar una magnífica oportunidad para mostrar los conflictos abiertos en la capital alemana, inmersa en un proceso de reconversión urbana y económica que está dando lugar a procesos de gentrificación varios y evidentes contrastes sociales que ponen en peligro su equilibrio. Sólo hace falta echar un vistazo a los apoyos y sponsors con los que cuenta la película para confirmar las sospechas sobre la falta de honradez documental del intento de Ballhaus y Capellari: mucha institución pública y adscrita al Ayuntamiento de Berlín

De todas las figuras que desfilan por el filme, me quedo con la de la fotógrafa-artista Beate Gütschow: entre tantas declaraciones definitivas sobre el carácter único de la ciudad, ella no dice ni una sola palabra en todas sus apariciones. Se limita a sacar fotografías de diferentes relieves urbanos berlineses. Con las imágenes monta posteriormente collages que, creo, representan bastante bien el puzzle urbanístico berlinés. Un caótico puzzle del que habrá ver cómo acaba saliendo esta maravillosa e inquietante ciudad.

No hay comentarios: